Menu Big Bang! News
Dinero Cambio de habitos

Rebusques inflacionarios: cómo ajustaron el bolsillo los argentinos

La suba de precios y la imposibilidad de ahorrar obliga a los consumidores a hacer malabares para que el sueldo rinda. Paseos, comidas en restaurantes, ropa y cigarrillos son algunas de las restricciones que comienzan a imponerse.

Estás viendo esta nota en: Modo Lectura Rápida

Ver nota completa

Los cambios en los hábitos de consumo son una constante ante cada crisis. Durante el último trimestre de 2015 nuevas modalidades de ahorro comenzaron a hacerse más visibles entre los argentinos. Es así que que lo primero que se reciente es el gasto fuera del hogar destinado a entretenimiento y esparcimiento, por lo que se estima que 5 de cada 10 argentinos dejaron de invertir dinero en salidas a comer y gustos personales como comprar indumentaria o cigarrillos.

Las salidas de esparcimiento se contraen para poder reducir gastos.

En tiempos de bolsillos flacos, las estrategias son variadas. La Encuesta Global de Confianza del Consumidor realizada por la consultora Nielsen revela que los argentinos prefieren ahorrar eliminando comidas fuera de casa (51%); evitan gastos de entretenimiento dentro de la casa (15%); recortan gastos en cigarrillos (11%), entre otras maniobras para reducir el gasto. 

Estrategias para ahorrar de los argentinos. Fuente: Nielsen.

Durante el cuarto trimestre del año, el ahorro entre los consumidores -incluyendo la compra de marcas de alimentos más baratos- tocó el mayor porcentaje, 69 por ciento. Por lo que se deduce que 7 de 10 argentinos implementan algún tipo de maniobra para hacer rendir su dinero al máximo. En los trimestres anteriores ese ratio se reducía a 6 consumidores.

En el supermercado

Las compras cotidianas de alimentos también se modifican acorde avanzan las subas de precios y los sueldos se escurren en las cajas de los supermercados. Por eso, el 37% de los encuestados por Nielsen indican haber cambiado a marcas de alimentos más económicos y la reducción en el uso del delivery en un 29 por ciento.

El uso del delivery se reduio en el último trismestre del año pasado.

En ese contexto, según indican desde Kantar Worldpanel, las primeras marcas pierden terreno frente a las que cadenas ofrecen como propias. 

Carrefour y Jumbo cuentan con líneas con su  nombre, Coto está presente con Ciudad del Lago y Walmart con Great Value entre otras. Con valores hasta un 50% menor, que el de las etiquetas más renombradas, la opción resulta tentadora y los productos no defraudan en cuanto a calidad.

Las marcas propias ganan terreno en tiempos de crisis.

Actualmente las marcas propias son dueñas del 10% de la facturación total de las cadenas de hipermercadossupermercadosdiscounts. Durante 2015, las mismas crecieron un 4,3% en volumen siendo las más dinámicas en comparación a las marcas A, B y Low Price.

Avance de las marcas propias en las cadenas de supermercados.

“En cuanto al tipo de cadena, observamos que no sólo crecen en el formato Discount (donde su peso es considerablemente mayor vs. otros canales), sino también lo hacen en: Carrefour, Walmart y La Anónima”, indican los analistas de Kantar Worldpanel.

Los rubros donde las marcas propias están más desarrolladas son Congelados y Alimentos, pero durante la coyuntura que se intensificó en 2015 mostraron los mayores crecimientos las de Cuidado del hogar, Bebidas y Cuidado Personal.