Menu Big Bang! News
Actualidad triple fuga

Con "un stress muy grande", Lanatta declara hoy

El hasta ahora único detenido se presenta ante el fiscal Citteiro. Deberá explicar cómo fue su salida del penal de General Alvear, pero además será indagado sobre todos los episodios ocurridos desde su fuga.

Estás viendo esta nota en: Modo Lectura Rápida

Ver nota completa

Martín Lanatta se presentará hoy a media mañana a declarar ante el fiscal de Azul, Cristian Citteiro, quien investiga la fuga de los tres condenados por el Triple Crimen de la efedrina. Será a 48 horas de haber sido atrapado en la localidad de Cayastá, en Santa Fe, desde donde fue trasladado hacia el penal de Ezeiza.

Las primeras horas de Lanatta en prisión fueron más que intensas. Desde Santa Fe llegó al penal de Ezeiza, con un breve paso de 15 minutos en Comodoro Py, donde lo indagaron los fiscales Jorge Di Lello y Diego Iglesias. En Ezeiza pasó la noche, aunque su abogada, Elizabeth Gasaro, declaró que “a gatas pudo descansar”.

Así fue capturado Martín Lanatta, tras una búsqueda de 13 días. Mañana declara ante el fiscal.

Nuevamente tras las rejas, Lanatta hoy recibió a su abogada que lo representa tanto a él como a su hermano menor, Cristian, y Víctor Schillaci. Condenado a perpetua, mantuvo un encuentro de cuatro horas y media con su letrada, con quien comenzó a tejer la estrategia de cara a los próximos procesos judiciales.

Si bien no se encuentra aislado, está preso en un pabellón de máxima seguridad, donde además se alojan delincuentes relacionados a grandes delitos. Se encuentra fuera de peligro, pero tras volcar la camioneta en la que se movilizaban acusa algunos dolores. “Tiene un hematoma muy grande en el ojo y en la parte facial”, relató su abogada en conferencia de prensa.

De Santa Fe, Lanatta fue trasladado hacia Comodoro Py, y luego al penal de Ezeiza.

En este sentido, Gasaro resaltó que desde hace días que se encontraba “sin comer ni dormir” y destacó que tiene “un stress muy grande”. “Él está muy mal con todo esto que está pasando, está angustiado”, agregó su abogada. Incluso, aconsejó que se acerquen sus familiares, porque “es indispensable” la “contención”.

EL ESCRITO DE LA CONFUSIÓN

En una comunicación entre el juez Federal Sergio Torres y la ministra de Seguridad, Patricia Bullrich, se comprueba la falta de certezas respecto a quiénes eran los detenidos. Aunque luego se aclaró que se trataba únicamente de Martín Lanatta, la orden, que circuló a través de las redes sociales, asegura que también habían capturado a Cristian Lanatta y Víctor Schillaci. Luego llegó la corrección de las autoridades, lo que fue calificado como un auténtico papelón.

Una imagen que circuló en las redes sociales, sobre la comunicación entre el juez Sergio Torres y la ministra Patricia Bullrich.

SEGUIDILLA DE CAUSAS

La cita que mañana afrontará con el fiscal Citteiro será clave. Allí, el fiscal lo indagará no sólo por la fuga, sino también por todo lo que ocurrió desde la salida del penal de General Alvear, hace dos semanas.

El fiscal lo indagará por su salida del penal de “máxima de seguridad” de General Alvear.

En primer lugar, deberá aclarar los términos en los que se produjo su salida del penal, en una causa que podría tener penas de hasta un año. De todos modos, el Código Penal aclara que es de ese modo siempre y cuando se hubiera producido por medio de la violencia.

Otra causa que deberá afrontar es por los disparos contra dos oficiales de la Policía Bonaerense en un operativo vehicular en la madrugada del 31 de diciembre, cuando les ordenaron que se detuvieran. En ese entonces, el propio ministro de Seguridad bonaerense, Cristian Ritondo, había confirmado que se trataba de los tres prófugos. En ese caso, se investiga el delito de “doble homicidio en grado de tentativa”.

El rally de los Lanatta y Schillaci continuó en la provincia de Santa Fe. Allí hay una nueva causa penal por el doble tiroteo que mantuvieron con oficiales de la Gendarmería sobre la ruta 6, sitio del cual lograron escapar.

Luego, el secuestro al empresario agrónomo. Allí habrían estado escondidos durante dos días, en la capital santafesina, hecho por el cual hay otra investigación en marcha.

De todos modos, a pesar de que reciba nuevas condenas por cada uno de estos delitos, los tres prófugos nunca tendrán una pena mayor a la prisión perpetua, a la que fueron condenados en diciembre de 2012 por el Triple Crimen de la efedrina, ocurrido en 2008.