Menu Big Bang! News
Dinero El 7 de abril

"Súper-vacíos": convocan a un boicot contra las grandes cadenas

El paro de los consumidores fue convocado por un sector de la CTA y recibió el apoyo de la Asociación Consumidores Libres y el Defensor de la Tercera Edad. Será el 7 de abril, e incluye a las grandes cadenas de supermercados.

Estás viendo esta nota en: Modo Lectura Rápida

Ver nota completa

Con el objetivo de mostrar el malestar a los supermercados y al Gobierno por los sucesivos aumentos de precios registrados en el primer trimestre del año, un sector de la CTA, en conjunto con una asociación de consumidores y la Defensoría de la Tercera edad lanzaron un boicot a las grandes cadenas. La iniciativa se llevará a cabo el 7 de abril.

Súper-vacíos”. Así apodaron al boicot convocado para la semana que viene en las grandes cadenas de supermercados. La propuesta surgió de la CTA que responde a Pablo Micheli, y se sumó la asociación Consumidores Libres. Su titular, Héctor Polino, aseguró que si el reclamo es masivo, podría ser un “buen llamado de atención” a las autoridades nacionales.

A la propuesta además sumaron al Defensor de la Tercera Edad, Eugenio Semino, ya que consideran que uno de los sectores más afectados por los aumentos de precios es el de los jubilados. Polino relató que la convocatoria a un paro de consumidores llega luego de varias reuniones con el gobierno. “Hasta ahora no han tomado ninguna medida para bajar los precios”, sostuvo a BigBang uno de los autores de “Súper-vacíos”.

La medida no es para nada nueva. De hecho, ya se hizo en otras ocasiones contra otros sectores de consumo masivo, como la telefonía celular. Allí el reclamo, más allá de los aumentos, tenía que ver con la mejora en el servicio. Pero el impacto, en muchas ocasiones, fue escaso. Por eso, otras asociaciones de consumidores aún no confirmaron sumarse a la medida. “Si no hay un despliegue territorial, estas medidas fracasan”, resumió Pedro Bussetti, de Deuco.

La medida busca generar impacto en las autoridades nacionales. 

El boicot apunta a las grandes cadenas de supermercados. En los primeros 100 días del nuevo gobierno, Polino registró un “fenomenal aumento de precios en la canasta básica de alimentos”. El ex diputado socialista resumió que el mayor incremento fue en Capital Federal. Sus estadísticas retratan un incremento del 10,25 por ciento de la canasta.

Para Semino, el boicot es necesario porque uno de los sectores más afectados es el de “los viejos”. “Ellos no logran cubrir con su jubilación un 40 por ciento de su canasta básica, que es muy reducida”, sostuvo a BigBang. Y apuntó que los alimentos y los medicamentos son los productos que mayores aumentos registraron. Incluso relató que las pastillas para tratar la hipertensión tuvieron un incremento del 144 por ciento.

El "paro de consumidores" fue convocado para el jueves 7 de abril.

De todos modos, si bien cuestionó a las grandes cadenas, Semino descartó que sean el “único componente” de la “escalada de precios”. “Son un eslabón más que importante, hay un gran desequilibrio de productos en distintos lugares”, sostuvo. También criticó a los pequeños comerciantes que “especulan” con los alimentos, aunque opinó que en líneas generales son las grandes cadenas las que rigen y orientan los precios.

Desde Deuco aún no descartaron en sumarse al reclamo, aunque Bussetti informó que aún no lo definieron. En principio, se mostró de acuerdo, aunque relativizó el impacto que pueda tener: “Es posible el boicot, pero tiene que ser masivo, hay que hacer una alianza con sectores de trabajadores y organizaciones sociales. Sino, es un anuncio y queda ahí. No es sencillo convocar a un paro del consumo”, manifestó.