Menu Big Bang! News
Mundo El narco más temido usó un túnel

"El Chapo" Guzmán se fugó de la cárcel otra vez

Por segunda vez, el poderoso narco se escapó de una prisión de máxima seguridad en México utilizando un tunes de 1.500 metros que desembocaba en una casa.  Había sido detenido en un hotel de la costa del Pacífico en 2014. Maneja uno de los cárteles más grandes del mundo.

Estás viendo esta nota en: Modo Lectura Rápida

Ver nota completa

El líder y máximo referente del narcotráfico mexicano, Joaquín "El Chapo" Guzmán, se volvió a fugar de una cárcel de máxima seguridad en México, según informó la Comisión Nacional de Seguridad de ese país.

El Chapo había sido capturado en febrero de 2014.

Las autoridades detectaron por las cámaras de seguridad que Guzmán se aproximó al área de duchas del penal federal del Altiplano ayer a las 20.52 hora local. Pero cuando lo perdieron de vista, fueron a chequear su celda y comprobaron que estaba vacía

El pasadizo por el que huyó medía más de 1.500 metros de largo. Tenía ventilación, alumbrado y desembocaba en una casa

Las autoridades desplegaron un operativo de localización en la zona y en las rutas de los estados vecinos. También suspendieron los vuelos en el aeropuerto de Toluca.

Guzmán, uno de los narcotraficantes más poderosos del mundo.

Se trata de la segunda fuga de Guzmán en 15 años. El narcotraficante, sobre el que se han escrito canciones y es admirado en su natal estado de Sinaloa, había sido capturado en México en febrero del año pasado después de pasar más de una década prófugo. La captura fue una rotunda victoria para el gobierno del presidente Enrique Peña Nieto.

Ahora la fuga de Guzmán es un duro revés para el gobierno de Peña Nieto, que llegó al poder en el 2012 prometiendo acabar con la violencia del narcotráfico, que ha cobrado más de 100.000 vidas en los últimos ocho años.

Cambiado. En una de las últimas fotografías al líder narco se lo pudo ver sin bigotes. 

Líder del Cártel de Sinaloa, "El Chapo" se convirtió en uno de los mayores traficantes de cocaína a Estados Unidos y extendió su imperio a varios continentes. Por su captura se llegaron a ofrecer millonarias recompensas.

Guzmán fue arrestado por primera vez en 1993 en Guatemala y confinado en la cárcel de máxima seguridad La Palma, en el Estado de México, para cumplir una condena por delitos contra la salud, asociación delictiva y cohecho.

Dos años después, fue trasladado a la prisión de Puente Grande, en Jalisco, desde donde escapó en el 2001 gracias a una minuciosa operación en el que "El Chapo" salió del penal escondido entre la ropa sucia en un carro de lavandería.

Las fuerzas de seguridad lo recapturaron en la ciudad costeña de Mazatlán, en su estado natal, después de una larga persecución hasta por el sistema de drenaje de la localidad.