Menu Big Bang! News
Política

Volvió el "show" de Antonia: las vacaciones de invierno en tiempo de elecciones

Juliana Awada compartió imágenes de la pequeña mientras disfruta del receso escolar. Su aparición en las redes coincide con el inicio formal de la campaña. Su rol en la competencia por los votos.

Estás viendo esta nota en: Modo Lectura Rápida

Ver nota completa

Coincidencias, las hay claro, pero en política nada está librado al azar, y el regreso de Antonia Macri a las redes sociales coincide con la puesta en marcha de la campaña electoral. Es que la hija del Presidente volvió a ocupar un lugar preponderante en el Instagram de Juliana Awada, quien en pocas horas compartió dos imágenes de su niña mientras disfruta de las vacaciones de invierno. 

La pequeña juega a pleno durante el receso invernal y disfruta de las actividades que más le gustan: pintar y cocinar. 

 

Vacaciones de invierno. ��

Una publicación compartida de Juliana Awada (@juliana.awada) el

Antonia fue fotografiada mientras pintaba con temperas en el suelo de la Quinta de Olivos y luego fue sorprendida al momento de preparar un budín de mandarina junto a su padre. 

 

Preparando budín de mandarina.

Una publicación compartida de Juliana Awada (@juliana.awada) el

 
Aunque ella no lo sepa, sus fotografías fueron un éxito durante la campaña presidencial de Macri en 2015. La pequeña logró una gran empatía con el público y las imágenes con su padre causaban furor en las redes sociales. Ahora, con el inicio formal de la campaña (se inició el 14), la niña vuelve a tomar protagonismo. 

El historial de Antonia 

Antonia fue, sin lugar a dudas, un bastión en la escalada política de su padre. Su nacimiento llegó tres meses después de la reelección de Macri como jefe de Gobierno porteño y el anuncio del embarazo de Juliana Awada condimentó la campaña, en la que tenía a Daniel Filmus como principal rival.

Macri, Awada y Antonia en el balcón de La Rosada el día de su asunción.

La espontaneidad de la menor del clan también sumó cuatro años después calidez y carisma a la campaña que culminó con el desembarco de los Macri en La Rosada. Del cántico “se siente, se siente, Mauricio presidente” a sus insólitas apariciones televisivas: los primeros cinco años de Antonia le resultaron un gran capital político a su padre.

Antonia cumplió cinco años y Macri lo celebró en las redes.

El inicio de la campaña presidencial

La exposición mediática de la hija presidencial se potenció en el tramo final de la campaña presidencial. El 14 de octubre, sólo once días antes de la primera vuelta, el por entonces jefe de Gobierno porteño hizo público un audio de Whatsapp en el que Antonia lo felicitó por un discurso. “¡Hola, papá! ¡Te extraño! Te espero para que me abraces. Yo también te voy a abrazar. Te quiero mucho y qué bien hablaste”, destacó la pequeña.

Antonia incrementó sus apariciones tras la primera vuelta.

Sólo nueve días después, el equipo de comunicación del actual presidente decidió volver a apostar por la carta familiar. En esa oportunidad, compartieron un video de la nena cantando “se siente, se siente, Mauricio presidente” y una foto en la que se la puede ver junto a una foto de su papá con la inscripción: “Yo lo voto”.

 

Se siente, se siente ���� #YolovotoaMM

Un vídeo publicado por Mauricio Macri (@mauriciomacri) el

En noviembre, cuando Macri y Scioli encaraban el segundo tramo de campaña de cara al ballotage, se lanzó la “campaña miedo” que advertía las cosas “malas” que sucederían si Macri llegaba al poder. El actual presidente citó entonces a su hija para descomprimir. “Mi hija Antonia me vino a preguntar si es verdad que los huevos Kinder no iban a traer más sorpresas”, bromeó.

 

Días más tarde, cuando Jorge Rial lo visitó en su despacho porteño para realizar la primera entrevista 360 en el país (para verla completa, hacé click acá), Antonia volvió a dar la nota con sus chistes tribuneros. “Hoy vi dos carteles de Boca viniendo acá”, anunció emocionada. “¿Y qué te dice tu amiga Nicky?”, indagó el orgulloso papá. “Que River es así (levanta el pulgar), pero yo digo que es así (baja el pulgar)”, advirtió.

La pequeña protagonizó una divertida chicana futbolera con Rial.

La reacción del periodista, reconocido “Millonario”, no se hizo esperar. “River es así (levanta el pulgar), un poquito así es”, le reprochó con humor. “No”, respondió tajante Antonia, quien se llevó las manos a sus orejas, se escondió detrás de su papá y reforzó ofuscada: “Me voy a tapar los oídos”.

La pequeña corría por los pasillos de la Jefatura porteña.

Minutos después de que finalizara la entrevista (para revivir la de Daniel Scioli, hacé click acá), la pequeña volvió a aparecer corriendo por los pasillos de la Jefatura porteña. Sonriente, le entregó a su papá un dibujo que le había hecho. Era un helicóptero.

 

“Hay que ser muy creativo para ver un helicóptero”, analizó el ex presidente de Boca. “No es el mejor regalo”, chicaneó Rial. “Es medio complicado”, reconoció Macri, en alusión a la abrupta partida del Gobierno de la Alianza.

Los días previos a su desembarco en La Rosada

Tras su victoria electoral y sólo cinco días antes de asumir, Macri y Awada fueron los invitados estrella de Mirtha Legrand. “Antonia se levantó de la siesta con fiebre y le pedí que se quede, pero no quiso. Quiso venir para verte”, advirtió Awada, quien recordó: “A la mañana me dijo: ‘Prendete a la Chiqui, prendete al Trece’”.

La pequeña, con fiebre, no se quiso perderse el almuerzo con Mirtha.

“Le dije que no iba a venir si no dormía siesta y después de haber vuelto de jugar al paddle me dijo que durmió dos horas y que tenía que venir”, acotó Macri, mientras la conductora le regalaba a Antonia un anillo con luces.

Dos días antes de su desembarco formal en La Rosada, los Macri volvieron a apostar por la “comunicación familiar” y publicaron una foto en la que se la podía ver a la menor del clan armando el arbolito en Los Abrojos (para conocer la quinta privada del presidente, hacé click acá).

La conductora recibió a la familia presidencial seis días después de la asunción.

De "presidente de Buenos Aires" a "presidente de los argentinos"

El 16 de diciembre, la pareja presidencial dio su primera entrevista ya en el poder. La elegida fue Susana Giménez y el objetivo era insistir en el perfil familiar del mandatarioY, aunque Awada sorprendió con un sensual vestido rojo, fue Antonia quien dio la nota al revelar la sorpresa que tenía la producción para el presidente (la presencia de su equipo tras bambalinas) y cantar la cortina del ciclo de la diva.

“¿De qué trabaja tu papá ahora?”, le preguntó la conductora. Y ella contestó: “De presidente de Buenos Aires”, respondió la pequeña. “No, de la argentina”, corrigió rápido Macri. “Se le mezcla porque hace unos pocos días le expliqué por qué nos teníamos que mudar y le dije: ‘Viste que papá tenía el trabajo de cuidar a la gente de Buenos Aires y ahora es de toda la Argentina”, sumó Awada.

Navidad, el regreso de Davos y el guiso de Los Piletones

La primera navidad en el poder también dio la excusa para mostrar a la pequeña junto a Papá Noel. Pero el ocho de enero, menos de un mes después de su asunción, una lesión obligó al presidente a tomarse licencia por primera vez.

La primera Navidad en Olivos.

¿El motivo? “Se fisuró el arco posterior de la décima costilla al sufrir un accidente mientras jugaba con su hija en ‘Los Abrojos’”, sostuvo el parte oficial.

A finales de enero, tras su paso por el Foro de Davos, fue Antonia quien le dio la bienvenida en su despacho de La Rosada y la foto se viralizó en cuestión de segundos.

Antonia recibió a su papá tras el viaje a Davos.

Lo mismo sucedió con el look “coya chic” de la menor cuando la familia presidencial viajó en febrero a Jujuy para participar del inicio de la ceremonia de la Pachamama.

El look "coya chic" robó todas las miradas en Jujuy.

Ese mismo mes, Antonia volvió a robarse las miradas de todos al robarle una sonrisa a Keith Richards. Los Rolling Stones habían viajado al país y fueron recibidos en la quinta privada del presidente. La foto oficial llegó después y se la puede ver a la pequeña dándole la mano al guitarrista.

La pequeña hizo reír a Keith Richards.

Siempre dispuesta a participar de los actos de su padre, Antonia también visitó Los Piletones de Margarita Barrientos.

Juliana la deja en la guardería y se come todo el guiso. Es muy bonita y siempre está con hambre”, reconoció.