Secciones
Qué es y cómo funciona la nueva droga que ayuda a adelgazar: todo lo que hay que saber
Actualidad Obesidad

Qué es y cómo funciona la nueva droga que ayuda a adelgazar: todo lo que hay que saber

Se trata de un medicamento llamado liraglutida, que sirve para reemplazar a una hormona que genera el cuerpo después de comer. Qué deben tener en cuenta los pacientes que se inyecten.

Por Agustina Acciardi

Un nuevo medicamento contra la obesidad fue aprobado en las últimas horas por la Administración Nacional de Medicamentos, Alimentos y Tecnología Médica (Anmat), y muchos ya son los que se preguntan cómo funciona esta hormona, a quiénes se la receta y cuánto puede ayudar a los que les cuesta bajar mucho de peso.


Por eso mismo, BigBang consultó a dos profesionales de la nutrición, quienes explicaron que aunque esta inyección no es una "solución mágica", sí puede convertiste en una muy buena herramienta para bajar de peso si se la acompaña con buenos hábitos y estrategias que ayuden a cambiar la cabeza del obeso.

La Anmat aprobó un nuevo medicamento que ayuda a bajar de peso.

Según explicó a este portal la licenciada en Nutrición Yamila Palloni (M.N. 8529/ M.P. 4114), la liraglutida es "un análogo del GLP-1 (una hormona que el organismo libera después de comer)", por lo que su aplicación ayuda a que las personas tengan más saciedad luego de alimentarse".

"Se administra en forma inyectable mediante una lapicera prellenada, como la que utilizan los insulino dependientes. Esta orientado a pacientes mayores de 18 años con diagnóstico de obesidad (>30) o sobrepeso (>28 pero con algún factor de riesgo)", explicó la profesional.

Esta inyección sólo puede ser aplicada en pacientes mayores de 18 años.

La nutricionista aclaró que como "la obesidad es una enfermedad que no sólo incluye acumulación de grasa", sino que se relaciona con "muchos factores psicológicos que también deben trabajarse", lo más importante es que esta inyección se utilice acompañada de una buena alimentación y una clara rutina de actividad física.

"Lo estudios indican que tiene un efecto positivo sobre la reducción del peso, mayor que el efecto placebo, por lo que puede ser favorable si se aplica de la manera correcta, si se acompaña de estrategias que busquen cambiar la cabeza del obeso, con un buen plan de alimentación y que se tome conciencia sobre los hábitos saludables. Sino, la droga no es más que un parche a un problema", aclaró Yamila Palloni.

Finalmente, la profesional fue consultada por este portal acerca de si cree que esta hormona puede ser beneficiosa para resolver el problema de la obesidad en la Argentina, ya que el 31,1 % de los argentinos mayores de 18 años tienen sobrepeso según la última Encuesta Nacional de Factores de Riesgo de Enfermedades No Transmisibles del Ministerio de Salud de la Nación, y dijo que puede resultar beneficioso siempre y cuando se trabaje al mismo tiempo con los otros factores necesarios para lograr el descenso de peso saludable.

Es importante que quienes se inyecten mantengan un ritmo de vida saludable.

Del mismo modo, la licenciada en Nutrición María Agustina Murcho (M.P.3196/M.N.7888) comentó que esta hormona que se le inyecta a la persona produce insulina y logra que se pueda "retardar el vaciamiento gástrico y enlentecer la digestión, lo que genera más saciedad, cosa que es muy buena para una persona con obesidad".

Además, la nutricionista comentó que esta medicación ya se usaba antes para los pacientes que sufren de diabetes tipo 2, y que "no es un producto mágico", debido a que "no es que uno se inyecta y ya está".

Esta misma medicación se utiliza también para algunas personas que padecen de diabetes tipo 2.

"Lo fundamental es hacer ejercicio y comer bien", sostuvo, al mismo tiempo que informó a este portal que el pasado 7 de septiembre participó del seminario organizado por la Sociedad Argentina de Nutrición (SAN) donde se presentó esta inyección, y que allí "los mismos profesionales decían que no es un producto mágico y que en realidad es fundamental entender por qué la persona tiene obesidad".

Según ella, es muy importante ver por qué la persona come, y si esa conducta tiene relación con sus emociones, con su forma de alimentarse o porque está aburrido. "Este medicamento genera saciedad pero todo depende de los hábitos de las personas", sumó.

"Estoy a favor de este medicamento porque tuve la oportunidad de escuchar cómo se maneja y actúa, y no te promete magia o bajar de peso enseguida, porque todo depende de cómo come la persona y de sus hábitos", dijo por último la licenciada María Agustina Murcho.

Temas

  • Obesidad
  • Inyección
  • Yamila Palloni
  • Liraglutida
  • Hormona
  • Peso
  • María Agustina Murcho

Comentarios